(Portugal, marzo 28).- Debido al coronavirus, el fútbol europeo se debate entre despidos, rebajas salariales y pérdidas multimillonarias. Sin actividad y sin certezas acerca del retorno de la pelota a las canchas, la crisis y la recesión comienzan a dominar el escenario del deporte que más dinero mueve en el mundo. En ese contexto, son los propios jugadores los que deberán entregar parte de sus sueldos para solventar las deudas. Y según se supo, Cristiano Ronaldo es uno de ellos: el portugués habría aceptado hacer un recorte de 3.8 millones de euros en Juventus.

Lógicamente, los contratos de las grandes estrellas -y las cifras siderales- comienzan a surgir como uno de los grandes problemas para los clubes grandes. Según publica Tuttosport, Cristiano Ronaldo tuvo una charla con el capitán Giorgio Chiellini y aceptó un recorte de 3.8 millones de euros sobre su ficha de 31 millones de euros. Siempre de acuerdo a la publicación de este medio italiano, Chiellini tomó su teléfono y también habría convencido al resto del plantel de La ‘Vecchia Signora’.

Tuttosport sostiene que Chiellini, después de hablar por teléfono con el presidente, Andrea Agnelli, y el director general, Fabio Paratici, comenzó con las llamadas. Los primeros fueron Gianluigi Buffon, Leonardo Bonucci y Cristiano Ronaldo.

El artillero portugués también donó un millón de euros a su país natal para ayudar a la lucha sanitaria contra este virus que acecha al mundo entero. Con ese dinero, se financiaron dos unidades de cuidados intensivos para el Hospital de Santa María de Lisboa y el Hospital de Santo Antonio en Oporto tendrá una nueva sala con 15 camas de cuidados intensivos y respiradores. Hoy, el goleador se refugia en su residencia de Portugal y aprovecha para estar cerca de su familia.

Fuente: AFP