(Cuenca, julio 2).- EL jugador argentino Gustavo Alles, confirmó su salida del Deportivo Cuenca, debido a la situación por la que ha pasado durante los cuatro meses de pandemia y el no llegar a un acuerdo con la dirigencia del club.

Alles, en declaraciones para radio Área 88, indicó: “Habíamos llegado a un acuerdo de palabra, pero una semana después el club cambió de idea. Había pedido una cláusula de libertad hasta el 20 de julio, pero no fue aceptada. Había aceptado una reducción salarial muy importante, lo que pedía no era descabellado. Lo que si le dije al club es que antes que el club estaba mi familia. Con la reducción no nos alcanzaba para vivir”.

“Cuando vine fue mi decisión, quería triunfar acá. Comprobé que Cuenca es un gran lugar para vivir. La crisis está en todas partes, pero de lo poco que pude ver, me queda claro que la crisis de Deportivo Cuenca no es de ahora. Lo de la cláusula es un detalle, la verdad es que esta decisión se tomó por un desgaste de cuatro meses, es la realidad. Se dieron tratos que no nos merecemos, no estamos entrenando, nos deben hace casi cuatro meses. Es la realidad”, señaló.

Su despedida: “Ayer me despedí de los compañeros, cuerpo técnico y toda la gente en el entrenamiento. Acá conocí muchas buenas personas. Entiendo al club, este año no voy a cobrar un dólar, le dije al presidente: “sé que no hay, déjelo para más adelante”. Cobraré lo que me deben de marzo a junio, en cuotas desde enero, con los valores del contrato inicial”.

“Me sorprendió la gente, tienen una hinchada muy fiel. Antes de llegar a Ecuador ya tenía muchos mensajes de la gente, eso marca lo que es el club en la ciudad. A lo mejor el fútbol me podría llevar a volver acá. Deportivo Cuenca es un club grande, la gente valora mucho al jugador. Los clubes lo hacen su gente. La ciudad es preciosa, es fácil adaptarse y vivir. Eso hace todo más fácil para el extranjero”, cerró.