(Guayaquil, marzo 10).- Pedro Ortíz, arquero del Club Sport Emelec, brindó una entrevista para DebaTv Sports, donde se refirió a su llegada al cuadro ‘eléctrico’ luego de quedar campeón con Delfín y de lo que significó llegar a ser el reemplazante de Esteban Dreer.

Pedro Ortíz, dio detalles de lo que fue la reunión con el presidente de Emelec, Nassib Neme, en una gala de premiación: “El presidente Nassib, es una persona muy respetuosa, seria; en ese momento no estábamos por nada de contratos; yo había ganado un premio y él había asistido, lo que me dijo fue si había leído el contrato, nada más. En ese momento no se habló de arreglos, porque eso lo manejaban con mi representante”.

Dejó claro que sí hubo propuestas de otros equipos, pero el presidente de Delfín, José Delgado, ya tenía arreglado con Nassib Neme, de quien dijo es ‘complicado’ a la hora de negociar: “Si es un poquito apretado (risas), pero se arregló todo y estamos aquí (Emelec)”.

El arquero ecuatoriano, apunta a jugar en un equipo del exterior: “A muchos compañeros futbolistas, le preguntas y todo quieren ir fuera del país; esa es la mentalidad y el objetivo. Esperamos hacer un buen año, lo que apuntamos es que sea un equipo de afuera (exterior), bienvenido sea”.

Ser el reemplazo de Esteban Dreer y su sentir en la ‘Explosión Azul’: “Sabía al reto que venía, un equipo muy grande, uno de los más grandes del país; equipo difícil que siempre te está pidiendo llegar a los primeros lugares, campeonatos y cosas importantes. Se de la persona que es, lo buen profesional, no lo he tratado, pero vengo a reemplazarlo, a hacer lo mejor, trato de ganarme el puesto; si bien el equipo no está sumando como queremos, pero esto recién empieza y lo que aspiramos es llevarlo a Emelec lo más alto”.

El recibimiento en el Emelec: “De la parte de la directiva, espectacular, el cuerpo técnico también. Los compañeros muy bien, cada uno de ellos me transmite la confianza y hay como trabajar. Los que practicamos, lo queremos realizar en el campo de juego el fin de semana, pero a veces no sale, no somos máquinas, entonces hay errores y eso es lo que se corrige durante la semana. Lo que tratamos en estos momentos con cada uno de los compañeros y cuerpo técnico, es estar tranquilos, enfocarnos en trabajar, porque cualquier equipo tiene estos tropiezos”.

Ortiz diferenció lo que era ganar o perder cuando jugaba en Delfín, a lo que es ahora estando en Emelec: “Tu pierdes un partido en Manta, no pasa nada; vas por la calle tranquilo, la gente te saluda. Pierdes un partido aquí con Emelec, se toman la foto contigo pero ya te van diciendo, pilas que necesitamos ganar, pilas que necesitamos sumar, entonces por ahí va la diferencia. Vas por el centro comercial, te dicen bienvenido pero ya pues tenemos que ganar”, acotando que en las últimas semanas si se le ha pasado por la cabeza no salir a la calle debido a los resultados.

En cuanto a la técnica que implementan, sobre todo, los técnicos españoles, de salir jugando, Ortiz respondió: “Yo por ahí en el 2013 tuve un técnico español, que llegó a Azogues y fue con la ideología que ahora tiene el profesor Rescalvo de salir jugando, estuvo un año y yo me adapté, pero el problema viene porque han pasado muchos años, Fabián Bustos juega distinto, entonces uno como profesional trata de hacer lo mejor, no le gusta cometer tanto riesgo, entonces hagámosla fácil, uno o dos toques y larga, que se complique el delantero o el otro, porque si se complica el arquero es gol, pero si se complica el delantero no pasa nada, se complica el 5, no pasa nada, entonces esos son los riesgos”.

“El profesor Rescalvo trata transmitir siempre esa confianza, dice tranquilo si te hacen el gol, no pasa nada es culpa de él, pero el que está jugando soy yo. Nosotros tratamos de hacer lo mejor, por ahí me cuesta un poco, pero esto es de trabajo y de ir día a día”, acotó.